Cuento de caperucita roja Cuento de los 3 cerditos Cuento del flautista de hamelin Cuento de bambi

Clasicos

c1b3a7f70935eb31a5d00bc9e5c1ff80d885186f

Disfruta de los mejores cuentos clasicos en esta web, todos los cuentos clasicos cortos de esta web mantienen toda su esencia… Incluimos los clasicos mas populares como Bambi, Los 3 cerditos “Los 3 cochinillos”, Ricitos de oro así como otros cuentos que pese a ser clásicos no son tan conocidos.

La gata minina

20 de marzo del 2014 Clasicos para pequesNo hay comentarios
Había una vez un reino muy rico y próspero el cual era gobernado por un apuesto e inteligente príncipe. Todas las chicas del reino querían ser las elegidas por él para ser su futura esposa, sin embargo, el príncipe parecía no mostrar interés por ninguna de ellas y sólo dedicaba sus horas a jugar con su gatita Minina.

Un día, estaba jugando con su gatita y dijo en voz alta mirando a Minina “Ojalá fueras persona, pues si así fuera me casaría contigo sin dudarlo” . Aunque dijo esta frase como quien pide un imposible, en ese preciso momento apareció el Hada de los Deseos, la cual estaba ...

La sirenita

19 de febrero del 2014 Clasicos para niñosNo hay comentarios

Todo transcurre con normalidad en el fondo del mar… los animales bailan tranquilos al son de la música que resopla por todos los lados del reino. Este gran reino marino es dominado por un viejo rey tritón de una gran barba blanca que tiene 6 hermosas hijas sirenas, cada una de ellas un año mayor que su hermana pequeña.

La menor de todas ellas aparte de ser la mas hermosa de las hermanas era también a que poseía la voz mas hermosa de todo el océano, tanto era así que cuando cantaba acudían a escucharla animales de todas las partes del océano. Una de las cosas que mas añoraba la ...

Los tres perezosos

15 de febrero del 2014 Clasicos para adolescentesNo hay comentarios

Había una vez tres hermanos que eran especialmente perezosos tanto, que todo en la vida les costaba mucho trabajo. Un buen día, su padre que estaba muy enfermo sabía que tenía que hacer testamento pues, la herencia quería dejarla a sus hijos para que ninguno de ellos pasara miserias.

Cuando el hombre sabía que ya iba a morirse llamó a un notario al que le dijo: “Me gustaría que mi burro, que es lo único que tengo, fuera para el más perezoso de mis hijos” El notario tomó nota de las últimas palabras del moribundo hombre y cuando supo de la herencia se fue a buscar a sus tres hijos. ...

La Karaba

10 de febrero del 2014 Clasicos para adolescentesNo hay comentarios

Había una vez un establo muy viejo y mugriento. El lugar siempre estaba lleno de polvo y tenía un aspecto bastante tétrico algunas veces incluso, daba mucho miedo entrar allí porque nunca sabía que tipo de animal te podía salir o si habían entrado a robar.

Sin embargo, un buen día, en ese espacio mugriento y lleno de polvo que tan poco atrayente resultaba, se colgó un cartel en la puerta en el que ponía lo siguiente: “La Karaba, se ve por cuatro cuartos

El lugar seguía siendo el mismo, nadie lo había pintado ni limpiado ni nada de eso pero en esta ocasión, a pesar de estar ...

El abuelo, el nieto y el burro

5 de febrero del 2014 Clasicos para niñosNo hay comentarios

Había una vez un abuelo con su nieto que juntos habían pasado las vacaciones de verano y ahora para que el pequeño volviera a casa con sus padres, se fueron caminando de pueblo en pueblo junto al burro que tanto tiempo se llevó el abuelo cuidado.

Como tenían que descansar ambos dos, nieto y abuelo decidieron pararse en el pueblo más cercano para que el camino no se hiciera demasiado largo. Llegando al pueblo el abuelo iba subido en el burro y el nieto por su parte iba andando tranquilamente junto a él cuando de repente se oyeron unas voces decir: ¡Qué hombre más mal educado, va él sentado y ...

Pedro y el lobo feroz

16 de noviembre del 2013 Clasicos para pequesNo hay comentarios

Había una vez un joven pastor en un pueblo de aldeanos en el que todos se llevaban muy bien y vivían en armonía. El pastor se llamaba Pedro y tenía una buena cantidad de ovejas que pastaban por todas partes y con las que el pueblo estaban muy contentos.

Pedro como estaba solo a menudo se aburría y no sabía bien qué hacer para divertirse cuando estaba observando y dando de comer a sus ovejas así que ideaba juegos, canciones, adivinanzas y muchas otras cosas que podía hacer solo para divertirse así el tiempo, se le pasaba mucho más rápido.

Un día cuando ya nada le divertía estaba paseando por ...